Select Page

Colectivo Efecto Mariposa.

Si bien vivimos en una época en la cual tenemos bastantes herramientas en la búsqueda de la salud mental y emocional, también seguimos con muchos tabúes sobre la importancia de practicar la salud mental, por ejemplo, como con el dentista no asistimos a hacernos un chequeo hasta que nuestras muelas están pudriéndose.

Algo así pasa con nuestra mente y nuestras emociones, no tenemos la cultura de asistir a tener un proceso terapéutico hasta que nos encontramos en algún momento en nuestras vidas en el cual nos sentimos atrapados o completamente solos.

Estos momentos suceden porque en realidad tenemos una cultura de represión de emociones, así es a pesar de que pudiéramos hablar de que somos personas que deberían de expresar su sentir de manera constante, no lo hacemos y en su lugar lo que hacemos es evadir nuestro sentir y ocuparnos.

En nuestro país y en la actualidad seguimos con la idea de que tenemos que ser personas fuertes, personas que no demuestren emociones porque eso nos hace ser débiles, y es cuando al pasar el tiempo nuestra mente se va sintiendo agobiada y empieza a presentar síntomas hasta llegar a algún trastorno.

Sin embargo seguimos negándolos hasta que nuestra mente los vuelve síntomas físicos y entonces vamos a ver al doctor para que nos revise y al termino nos diga que estamos bien de salud física, sin embargo estamos tensos o al borde un colapso nervioso por preocupaciones y nos sugiere asistir con un psicólogo.

Existen trastornos con los cuales hemos vivido pero no es hasta que se vuelven más fuertes y perturban nuestras actividades que asistimos a ayuda profesional, como por ejemplo el “border line” (trastorno límite de la personalidad) en el cual tenemos periodos inestables emocionales, así como también dependencia a las relaciones, intolerancia, miedo constate al futuro, ansiedad y síntomas de tristeza mayor a tres semanas.

El estrés es síntoma de que no estamos en acuerdo con nuestro presente, entonces generamos angustia de lo que nos pasa; así como en el trabajo intolerancia, lo que va generando un cansancio constante en nosotros.

La depresión ha sido denominada como la enfermedad de la actualidad que sugiere una tristeza mayor a tres semanas, aislamiento, falta de apetito, ansiedad, confusión, estar en desacuerdo con todo lo que nos rodea, no tener metas a futuro, sensación de vacío, soledad, pensamientos de muerte constante.

Pues bien estos son algunas enfermedades a las que muchas veces ignoramos hasta el momento en que nos llega alguna crisis, o enfermedad física la cual nos hace asistir a terapia, es importante que generemos una nueva mentalidad hacia la psicología y tengamos cultura de hacer caso a las emociones, para evitar un daño a futuro.