Select Page

En 1998, “The Truman Show” sorprendió al público por ser una película divertida, sincera y estimulante. Al público le encantó, a los críticos les encantó, y hoy sigue siendo un clásico sin fin.

Y eso es lógico. “The Truman Show” es, a todas luces, una obra maestra. Construido sobre una premisa brillante, con una gran dirección, edición y cinematografía impecables, y una actuación increíble de Jim Carrey, “The Truman Show” realmente no tiene muchas críticas negativas.

‘The Truman Show’ está llena de ideas, significados, metáforas, temas y motivos que invitan a la reflexión. Lo que sigue es solo un punto, de los muchos, que podemos encontrar en esta película.

Recordemos rápidamente la película:

El Show de Truman es una película basada en la vida de una persona, grabada las 24 horas al día sin notarlo, desde que nació hasta su adultez. Al final de la película, luego de una serie de sospechas y cambios de comportamiento, Truman se da cuenta que nada era real, y esto sucede al chocar con la pared que separaba al set del exterior. El mundo en el que vivía era falso y decide salir a pesar de que Christof, el creador del falso mundo real, trata de manipularlo e infundirle miedo.

Realidad verdadera versus realidad falsa

Esto se combina muy bien con otro tema profundamente explorado en “The Truman Show”, que es la realidad real de las cosas frente a la vida falsa que todos llevamos. La película subraya y explora inteligentemente la idea de que todos necesitamos desesperadamente algo real. La película afirma que, en pocas palabras, todos llevamos vidas falsas, controladas y manipuladas por los medios, las personas que nos rodean y posiblemente un poder superior. Nada y nadie que vemos es la verdad completa y absoluta.

Lo que explica por qué la gente mira “The Truman Show”. También explica por qué el mundo en el que vive Truman es tan similar al mundo real en el exterior. Muchos preguntan por qué incluso había una agencia de viajes en el mundo de Truman; dado que él ha estado allí siempre y dado que toda su idea del universo está 100% manipulada por Christof, el director y dueño del programa, ¿por qué incluso mencionar la existencia de aviones, y que puede viajar si así lo desea, cuando no es así? ¿Por qué no decirle a Truman que nada existe más allá de Seaheaven? ¿No garantizaría eso que permanezca en el programa para siempre?

Pero eso no funcionaría, ¿verdad? Porque la gente, los espectadores, necesitan algo real. Es por ello que el mundo en el que vive Truman es, en última instancia, el mismo mundo en el que todos nosotros vivimos. El público quiere ver exactamente eso, algo que sea simplemente más auténtico. alguien genuino viviendo en ese mundo, cansados de ver poses, y fachadas y mentiras. Esa es también la razón por la cual “The Truman Show” fue un éxito: porque Truman es la única cosa realmente real en todo el mundo. Su entorno está controlado, su vida está manipulada, pero Truman es 100% él mismo en todo esto. Por eso la gente quiere verlo; necesitan escapar de su propia mentira y entrar en la vida de otra persona: alguien que sea real. Incluso su nombre es un juego de palabras: Truman = hombre verdadero.

Si pensamos que existe un mundo real y un mundo falso implica reconocer que existen personas que conocen la verdad y otras que viven en la ignorancia. A veces somos ignorantes por falta de interés y miedo a conocer la verdad. Pero Truman, en una última escena, decide conocer la verdad (el mundo de las ideas) y dejar la ignorancia. Truman pregunta: “¿quién soy yo?” y Christof responde: “el protagonista”. Es este el momento en el cual Truman se da cuenta que todo era falso, su vida era falsa, las personas a las que quería eran falsas, todas esas amistades eran falsas.

Esta película es una adaptación metafórica del Símil de la Caverna de Platón porque Truman decide abandonar su vida falsa para encontrar la realidad. Claramente podemos apreciar el dualismo entre el mundo real y ficticio (mundo sensible y mundo inteligible). El lugar en el cual se encuentra Truman, Seaheaven (set) es el mundo sensible porque es la realidad falsa, ya que el director del show quiso crear un lugar estructurado y perfecto para Truman, manipulando su vida.

Lo que se encuentra afuera del set (la realidad) es el mundo de las ideas. El protagonista es el filósofo platónico ya que a él le es difícil abandonar su hogar y se enfrenta a una tormenta y olas gigantes que le impiden salir. Tuvo que vencer el miedo que le tenía al agua para poder partir. Él logra ascender al mundo de las ideas a pesar del dolor y obstáculos que conlleva para poder visualizar y contemplar la verdad. Platón nos dice que hay que desconfiar del conocimiento que nos proporcionan los sentidos y confiar en el conocimiento que nos proporciona la razón (las ideas). Truman desconfía del mundo sensible, por consiguiente, decide buscar la verdad y le hace caso a lo que su razón y que su conciencia le dicta sin importar el dolor que le provoque.

Truman Burbank decía que “Aceptamos la realidad del mundo, tal y como nos la presentan”.